La gran calle de Bilbao

El final de estas fiestas se acerca… Algunos dirán o al menos pensarán “¡por fin!” mientras que otros afrontarán con pena este acontecimiento… ¿tú de qué tipo eres?… Seas del que seas: ilusiónate por la nueva época que viene que puede ser igual de interesante 😉

Aun queda la fiesta del día de Reyes de mañana, un día que muchos también aprovechan para juntarse. Si mañana es Reyes hoy toca cabalgata, ¿no?

Pues del lugar por donde pasa año tras año este gran evento en Bilbao venía a hablaros hoy. Una calle que ha sido bastante protagonista estos días y que de hecho en nuestro video de felicitación de fiestas sale más de una vez…

¿Sabéis cuál es? Nos referimos a la Gran Vía de Bilbao o Gran Vía Don Diego López de Haro en su nombre completo por el fundador de la villa en 1300.

GV¿Sabías que esta calle tiene una anchura de 50 metros y una longitud de 1,5 kilómetros?

Sigue leyendo

Puntos únicos en el Casco Viejo

El lugar que os traigo hoy lo descubrí por primera vez hace unos años en una excursión de colegio. No lo conocía hasta ese momento y me parece una cosa muy curiosa…

Viajar es precioso y en mi opinión es una de las cosas que más aportan al crecimiento de una persona. Además de divertido es muy gratificante… peeeeero en ocasiones nos olvidamos que nuestra propia ciudad, nuestro propio pueblo tienen lugares e historias muy importantes que desconocemos.

En mi caso, gracias a las excursiones de colegio o visitas de amigos de fuera he aprendido cosas curiosas de Bilbao que tristemente por mi cuenta no me hubiese dado por hacer. Con este blog espero despertar esa curiosidad.

Y no me alargo más para llevaros al Casco Viejo y enseñaros esta estrella:

DSC_0253

Una estrella que marca un punto. ¿Cual? Una vez llegamos aquí solo tenemos que levantar la cabeza y encontrarnos con este cartel:

DSC_0254

Pues sí. Este es el único punto del Casco Viejo de Bilbao desde el cual podemos ver la Basílica de Begoña. De hecho, es uno de los dos únicos puntos de Bilbao desde los que podemos ver la famosa iglesia (sin encontrarnos por la zona, evidentemente)

DSC_0255

El punto exacto de este rincón se encuentra en la Calle de la Pelota, como podemos ver en la imagen de abajo. El día que fui a sacar la foto tuve muy poca suerte al encontrarme con el andamio del edificio del fondo, pero creo que se puede ver un poco la punta de esta iglesia.

DSC_0256

¿Conocías este punto? Te invito a fijarte la próxima vez que vayas 😉

Zabalburu, un centro comercial que pasó a mejor vida

Hace poco fui a la plaza Zabalburu, en Bilbao. Quien la conozca, sabrá que en ella hay una serie de torres/columnas/farolas… algo. No se lo que son, pero llamativas son un rato. Así que me dispuse a fotografiarlas para añadirlas al blog. Busqué un lugar donde pudiese tomar una buena captura, por lo que me subí a unas escaleras que había en un edificio enfrente del parque… y encontré algo que me dejó a cuadros.

20151026_164512

El encanto de este lugar era sobrecogedor. Era un centro comercial que había pasado a mejor vida. Calles enteras llenas de comercios cerrados, de carteles de “se traspasa”, “se alquila” o “se vende”.

20151026_16475120151026_164810

Me puse a corretear como un imbécil. Y no era para menos. ¡Había tanto que descubrir! Escaleras por aquí y por allá, locales y más locales (y casi todos cerrados). Portales… ¿Portales? Pues si, porque el Centro Comercial Zabalburu se encuentra entre y bajo las Torres Zabalburu, seis torres de más de 70 metros de altura.

20151026_164518

Pasé por encima de un… ¿Puente?

Sí, sí que era un puente. Un puente que estaba sobre lo que deduje que en otro tiempo fue una fuente. Pero ojo, que lo supe ver por las baldosas azules tipo piscina con las que estaba hecho el estanque.

20151026_164457

El centro comercial de Zabalburu fue el primer Shopping Centre de España ¡Y el más importante!… O al menos así lo anunciaban Construcciones Alcorta S.L, la empresa encargada de su construcción. Fue inaugurado en 1971, donde antes se encontraba el palacio de la familia que da nombre al lugar y cuyo derribo, para muchos, supuso el primer error que lapidaría el resto del proyecto y el porvenir del mismo barrio.
“Cuatro plantas… más de dos kilómetros de escaparates a la calle, dos grandes almacenes y aproximadamente 100 establecimientos más… y con aparcamiento subterraneo”. Desde luego, prometía.

20151026_164841

Y lo dicho. Se anunciaba a lo grande, pero por lo que parece, fracasó. Puede que estuviera en auge en algún momento de su existencia, o que la gente faltase desde el mismo día de su inauguración.
Pero los remanentes de este centro comercial, desde luego, no es que digan nada bueno.

20151026_16513720151026_165121

Lo cierto es que este lugar me fascinó. Se podía palpar la decadencia de un sistema que no funcionaba. Un lugar pensado para el gentío y el consumismo, que ahora se cae a pedazos por la falta de vida. Letras que se caen, luces que cuando se funden no se renuevan, preludio del fin inevitable que está experimentando este centro comercial.

20151026_16460620151026_16465720151026_165039

Me metí aún más en mi aventura imaginaria al oir una banda sonora mientras miraba el letrero con todos los comercios de cada planta. Seguía sonando música… ¿Pero para qué? Era como si el mismo centro comercial se aferrase a lo poco que le quedaba de ese sueño que nunca fue. Como si con esa banda sonora rememorase los momentos felices que vivió años atrás, mientras su vida se va desvaneciendo inevitablemente, sin que ninguno de los que pasan por ahí hagan nada para remediarlo.
Pobre.

Era como andar por un pequeño pedacito de ciudad fantasma pero en medio del corazón de Bilbao.

20151026_164503

Pero igual lo que yo estaba oyendo era la música de algún bar cercano y me estoy montando aquí una película…

En cualquier caso, el sitio es bastante interesante de ver. En el Centro Comercial Zabalburu, parece como si el tiempo se hubiese detenido hace 30 años aproximadamente, y eso le da aún más encanto al lugar. Pero cuidado con visitarlo a determinadas horas, sus galerías no tienen fama de ser seguras precisamente.
En serio. Cuidado.

20151026_164257

Aún y todo, hay locales que sobreviven. Bares, supermercados, clubs y after hours… Y una bonita tienda de costura que parece resistirse al paso del tiempo.

20151026_165203

Quien quiera, es libre de visitar este centro comercial.. pero mejor durante el día, y con luz natural.

20151026_164245

A mí, fascinación y decadencia. ¿A ti, qué te transmite?

Un templo en Madrid

Hace no mucho descubrí uno de los lugares a mi parecer más especiales de la ciudad de Madrid. El templo de Debod.

DSC_0090

El templo de Debod es un monumento funerario egipcio que se encuentra en el comienzo de la Calle Ferraz de Madrid desde los años 70.

Los egipcios decidieron compensar a España y regalarles este edificio por la ayuda que habían recibido para salvar los templos de Nubia.

Hace años, este templo se encontraba en una pequeña localidad llamada Debod, a las orillas del río Nilo, en la Baja Nubia, al sur de la ciudad de Egipto.

Antiguo Templo de Debod, en Debod. Imagen: Wikipedia

En la actualidad, el templo ha sido restaurado y algunas partes que en su momento habían desaparecido (como podemos contemplar en la fotografía) han sido reconstruidas.

TEMPLO2

TEMPLO3TEMPLO1

Hace unos cinco años lo descubrí y siempre que puedo pasarme por Madrid una visita a este lugar es casi obligatoria. ¿Que por qué me gusta? Bueno, Madrid, gran ciudad, con grandes edificios, una gran cantidad de gente… Esto rompe un poco los esquemas de esa idea, ¿no? Eso es lo que me gusta, precisamente. Además, los atardeceres hacen todavía más mágico este lugar. Os invito a contemplar la galería de imágenes que nos ofrece Google para que veáis de lo que os estoy hablando.

Se que no es un espacio escondido y cada vez más gente lo conoce, pero veía necesario comenzar a escribir el blog de lugares especiales con uno de los más bonitos de la ciudad de Madrid.

Puedes visitar el exterior del monumento el día y hora que desees, pero si además quieres entrar al templo, que es gratuito, échale un vistazo a los horarios de visita, no vaya a ser que el día que decidas ir esté cerrado.

Puedes acceder al lugar en metro, tren, autobús o andando. Puedes encontrar toda la información sobre cómo llegar perfectamente explicada en el link.

Y por último, si deseas ir en grupo o asistir a las actividades didácticas, es obligatorio reservarlo antes de tiempo. También puedes encontrar la información de reserva en la página que te adjunto.

¿Conocías ya el sitio? ¿lo habéis visitado? y ¿qué os parece?

Lugares que cuentan historias desconocidas

Todos los días pasamos por las mismas calles, los mismos lugares y muchas veces ni reparamos en qué tenemos a nuestro alrededor. Simplemente vemos algún edificio o lugar y damos por supuesto que está ahí porque tiene que estar y ahí ha estado siempre. ¿Pero que pasa cuando no es así? ¿Nunca os ha pasado que de repente algún lugar de vuestro entorno ha desaparecido y que hasta ese momento no te habías dado cuenta que estaba ahí?

546817_3315656702546_712877306_n

Pues bien, me gusta pensar que la historia de esos lugares siempre será conocida, pero no es así, a veces vemos huellas o restos de edificios que no sabemos ni qué fueron ni qué ha pasado con ellos. Por eso quiero escribir en este blog, para documentar esos espacios o huellas de estos que desaparecieron un día o puede que desaparezcan y nadie sepa su historia. Soy una documentalista de espacios. La memoria es una mala amiga que te traiciona cuando menos te lo esperas. Por eso hay que documentar, explicar, fotografiar esos lugares, para que alguien no se quede nunca con la duda de esa historia.

Piensa en un lugar, para mí, pretende ser un llamamiento a parar el olvido, a fijarnos más en nuestro entorno, a revindicar los espacios como personajes de historias desconocidas. No tengo palabras para agradecer a Patricia que me deje este espacio ni para describir lo afortunada que soy de compartirlo también con Josu.

¿Te animas a descubrir nuevas historias  conmigo?

Podemos hacer un blog diferente

El otro día me hablaron de una placita del barrio de Gracia de Barcelona. Hay que ver lo que me gusta conocer sitios nuevos y mejor si vienen de una buena recomendación. Me encantó el lugar.

Eso mismo me ocurrió con el que es ahora mi lugar favorito de Madrid, el Templo de Debod. Es verdad que hoy ya no paro de ver fotografías y comentarios acerca del monumento egipcio, pero hace cinco años cuando lo conocí, me pareció el mayor descubrimiento del año.

Por eso (y alguna otra cosita más que os iré contando entrada tras entrada) quiero hacer este blog. Quiero un espacio para aquellos lugares. Esos sitios conocidos o que quedan todavía por descubrir merecen un hueco en esta gran red de información.

Acabo de terminar mis estudios en Comunicación Audiovisual y quiero utilizar mis conocimientos y motivaciones para dar lo mejor de mí en este blog que acabamos de empezar. No puedo ser más afortunada al tener a mi lado en este proyecto a Carol, la reina del Transmedia, y a Josu, la persona más imaginativa que conozco.

Nos lo vamos a pasar bien. ¿Nos vamos leyendo?