El horror de Oiz: la tragedia del mirador de Bizkaia

El 19 de febrero de 1985 en la ladera del monte Oiz 148 personas murieron al estrellarse en un Boeing 727 de Iberia. El avión que volaba de Madrid a Bilbao, se estrelló a una velocidad de más de 300km/h tras chocar con una antena de televisión. 31 años después Piensa en un lugar ha estado en Oiz para contaros lo que pasó y como esta el lugar.

14925785_10211522480763937_4855681999497873021_n

Hasta ahora nunca os habíamos hablado de un lugar en el que hubiese un accidente tan catastrófico como este, quizás el de la triste historia de la playa de Doniños. Personalmente, desconocía la historia de este accidente y visité el lugar sin conocerla. Cuesta creer que en un sitio tan tranquilo como este había pasado algo tan macabro.

El monte Oiz se encuentra en Bizkaia, a 1026 metros de altitud. De sus vistas y su localización viene su sobrenombre el mirador de Bizkaia. Antes del accidente era conocido también por ser lugar de pastoreo y por ser casa de un personaje mitológico vasco la dama de Amboto; Mari, una diosa vasca.

Hoy en día como podéis ver en esta foto en 360º en el monte Oiz se encuentra un parque eolico. Desde 2003, según Wikipedia, está formado por 40 aerogeneradores de 850 kW cada uno de ellos y pertenece a la empresa Eólicas Euskadi. Fue el primer parque de generación de energía eléctrica por medios eólicos de Bizkaia. Además, cuenta con una ruta para bicis de montaña o BTT.

 

Pero a pesar de que el lugar ha cambiado, creo que a nadie se le olvida lo que ocurrió en sus laderas. Como relata esta crónica de el periódico El correo, a las 8:27 de la mañana en medio de una fuerte neblina el avión chocó contra la antena de EITB por un fatal error de cálculo: volaban a 300 metros menos de lo que deberían. Al chocar perdieron un ala y se estrellaron contra un pinar a más de 300km/h. Los motores explotaron y todas las personas que viajaban murieron. Tal fue el impacto que ninguno de los cuerpos esparcidos a 2km a la redonda del accidente quedó entero, solo el de un cadáver que viajaba en un ataúd en la bodega del avión.

Una familia que vivía en un caserío cercano fueron los primeros en enterarse y acercarse al lugar pero no había mucho que hacer más que avisar a la policía. Aún así se acercaron varias ambulancias que tampoco pudieron hacer nada. Más de 700 personas se acercaron a ayudar y el caos era total. Primero ya para llegar al lugar exacto era difícil pues en esa época ni había gps ni smartphones ni la carretera era la mejor para subir a ese lugar.

Después el caos llegó porque las diferentes fuerzas; la policía, la ertzaintza, los bomberos,.. discutían sobre qué hacer y de quién era la jurisdicción. Uno de los problemas, por ejemplo,  a la hora de apagar el fuego los bomberos tuvieron problemas para sacar agua de un pozo en el que había un brazo de una de las victimas. La policía quería preservar todas las pruebas sin que nadie las tocase y los bomberos no tenían otra fuente de agua, pero al ver que el fuego se podía propagar, cedieron.

La desinformación también era total, algunos pensaban que era un atentado de ETA, se decía que la antena de EITB estaba puesta de manera ilegal, los familiares que venían de Madrid pensaban que había supervivientes, la policía no sabía donde trasladar los restos… Sin ninguna duda, era muy dificil saber las razones por las que se había estrellado y el reconocimiento de los cadáveres aún más, pues no eran más que miembros esparcidos por el pinar. A los familiares se les traslado al Hotel Ercilla de Bilbao y se les pidió que hicieran memoria para saber qué objetos(relojes, anillos) llevaban sus familiares ese día para que pudieran identificar los restos y que se les diese un número. Se tardó una semana en identificar a todos.

En esa misma semana, varias personas se dedicaron a subir a Oiz a buscar entre los restos cualquier objeto de valor: dinero, maletines, anillos, relojes… Pero lo importante era encontrar la caja fuerte para poder analizar y descubrir qué pasó.

Como no, antes incluso de saber las causas se acusó al piloto comandante Patiño e incluso se publicaron rumores de que pilotaba bajo el efecto del alcohol. Rumores que costaron caros a los medios que fueron denunciados por la familia de Patiño. Es una vergüenza que siempre se acuse a personas que ya no se pueden defender. Además, en el momento del accidente ese comandante no era el que pilotaba.

Como no me quiero entender más y para todo aquel que quiera saber más os dejo este documental que se hizo sobre el tema. Con testimonio de las victimas y fuerzas que ayudaron ese catastrófico día. Aviso que las imágenes que contiene ese documental son muy gráficas y aparecen parte de los cadáveres. 

A mí, sin ninguna duda, aún me cuesta creer que en un lugar tan precioso como este ocurriese algo tan siniestro.

Anuncios

5 pensamientos en “El horror de Oiz: la tragedia del mirador de Bizkaia

  1. No tenía noticia de ese accidente, y eso que por su número de víctimas es importante. Luego con WiFi me veo el documental, que seguro es tan interesante como esta entrada del blog.

    Me gusta

      • Es que sois jovencillos xD. Yo también lo soy aunque menos :p . Fue un accidente que siempre tuvimos muy presente en mi generación, dada su crudeza. Yo era muy chavalín cuando se produjo

        Me gusta

  2. Pingback: Os retamos al Desafío Piensa en un lugar | Piensa en un lugar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s