El balneario abandonado de Urberuaga

El balneario de Urberuaga está totalmente abandonado. Tanto, que nadie diría jamás que fue un balneario de lujo. Se encuentra a un lado de la carretera entre Markina y Ondarroa y pasa totalmente desapercibido. Si quieres ir, te recomiendo que mires cómo ir y dónde está exactamente en nuestro mapa interactivo

Aunque las aguas se descubrieron como termales en 1802 este balneario comenzó su construcción en 1869 . Un año después se inauguró el primer edificio y como fue muchisíma gente, se amplió  en 1872, al igual que en 1879, que se volvió a ampliar creando  un nuevo edificio de tres plantas destinado a habitaciones amuebladas con lujo, levantado sobre una espaciosa galería formada por arcos de piedra en la que se podían hospedar 350 personas. En el piso principal había dos elegantes comedores: el primero para 90 y 130 personas para los de primera clase y otro particular.

En total, el balneario de Urberuaga contaba con 190 habitaciones, tres edificios conectados con galerías cerradas con cristales y para acceder al balneario contaba con dos puentes que pasaban por encima del río Ubilla. También contaba con ganado vacuno y cabrío, e incluso burras, para que los huéspedes pudieran elegir la leche que quisieran tomar. Dentro del balneario había hasta una capilla dedicada a San Juan Bautista (¿Que apropiado, no?) pero no disponían de estaciones telegráfica (Era 1880) aunque había una a 2km en Markina.

La temporada oficial duraba en un principio desde el 15 de Junio hasta el 30 de septiembre. En el balneario había tres manantiales de aguas transparentes minero-medicinales con una temperatura que ronda los 27 grados. Las instalaciones del balneario contaban con una fuente llamada Santa Ageda, gabinetes para tomar baños, cuatro departamentos para baños con chorros, dos de baños de vapor, otros dos de inhalación y un salón de pulverización junto con otro de respiración. Estas instalaciones fueron visitadas por 210 profesores para analizar sus aguas con varios pacientes y ver sus virtudes.

Euskomedia: Grabado anterior a 1880

En Urberuaga era difícil aburrirse si no estabas disfrutando de las instalaciones con las aguas milagrosas podías dar un paseo por las galerías o los jardines. Si a la gente no le apetecía andar siempre podía alquilar un carruaje o navegar por el río Ubilla. En la planta baja de uno de los edificios había hasta un casino.

Toda la información sobre el lugar la he sacado de “Balneario de Urberuaga de Ubilla”, un documento digitalizado de 1880 con un análisis de las virtudes del agua y su composición junto con una breve historia del balneario y sus instalaciones.

Este lugar fue destino alternativo el internamiento de campso de concentración en Miranda. Se contabilizaron hasta 15.000 extranjeros. Este elevado número obligó a buscarles otro sitio, que fue Urberuaga. Allí fueron confinados, sobre todo, los militares de alta graduación, que daban su palabra de honor de no evadirse.

El balneario de Urberuaga cerró en 1983 debido a que unas inundaciones arruinaron sus instalaciones, aunque mantuvo su actividad como centro embotellador de agua mineral hasta 1993. El lugar cayó en la quiebra y pasó a ser propiedad del Banco Santander hasta 2001.

Detalle de la pared con la caja fuerte del balneario abierta

En 2003 en una noticia de El país se afirmaba que Construcciones Ormaitz iba a invertir en los próximos tres años más de cinco millones de euros en la recuperación del balneario para convertirlo en un hotel de 40 habitaciones y volver a abrirlo. Pero al parecer, no ocurrió nada. El ayuntamiento de Markina, según El correo, buscaba en 2009 soluciones urgentes: inició  un estudio de viabilidad para reflotar el viejo balneario y la Diputación apoyaba la medida con una subvención de 10.000 euros. En 2012 EITB volvió a denunciar la situación del balneario con un breve reportaje audiovisual en el que afirmaban que el lugar pierde cada día un millón de litros de agua que no son aprovechados ya que se vierten al río.

Pero como el lugar es de propiedad privada no pueden hacer mucho y a día de hoy sigue abandonado. El lugar está lleno de maleza, humedades, esqueletos y excrementos de animales e incluso es habitado por murciélagos.

Es una pena que un lugar con tanta historia como este haya acabado así. Ojalá pase como con las galerías de Punta Begoña en Getxo y se abra de nuevo al público junto con un plan de rehabilitación o si no es posible, que al menos unos voluntarios lo arreglen al estilo del monasterio de Santa María de Rioseco

Anuncios

7 pensamientos en “El balneario abandonado de Urberuaga

  1. Me ha gustado la entrada y el sitio. El que sea un lugar interesante con potencial de rehabilitación aún le hace más curioso.
    Las fotos de 360° son geniales. Felicidades.

    Me gusta

  2. Pingback: Un restaurante abandonado en Artxanda | Piensa en un lugar

  3. Pingback: Los lugares más escalofriantes para visitar en Halloween | Piensa en un lugar

  4. Pingback: Os retamos al Desafío Piensa en un lugar | Piensa en un lugar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s